#OPINIÓN: ¿Es importante saber si un gay nace o se hace? por Sinetiqueta

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Un día estaba caminando por la calle a los 14 años y vi a dos chicos agarrados de la mano. Empecé a sentir un cosquilleo y como si fuera la transformación de Sailormoon , ese día decidí convertirme en homosexual.

– Nadie nunca en este mundo

gay-gen

Desde que soy consciente de que soy homosexual y me identifico como tal esta pregunta ha rondado mi cabeza. En la escuela alguna vez alguien preguntó si un gay se hacía o un gay nacía así y la respuesta fue bastante ambigua.

Si bien en 1973 la American Psychiatric Associaton (APA) eliminó la homosexualidad de la lista de desórdenes mentales y dos años más tarde lo hizo la American Psychological Association, grupos religiosos y científicos aún buscan la respuesta para esa pregunta.

Sabemos que la homosexualidad no es una enfermedad ni se contagia. Pero, aún no respondemos la pregunta ¿Un gay nace o se hace?.

La ciencia ha planteado múltiples teorías e infinidad de estudios sobre el origen de la homosexualidad. Ninguna es concluyente y deja abierta muchas posibilidades. Una de las más populares es la que plantea que el nivel de hormonas masculinas durante el embarazo puede ser decisivo en la definición de la orientación sexual. Ojo: puede.

Un embrión se desarrolla sin un sexo definido. A la semana 6 de gestación desarrollará los testículos. En la 8 empezará a segregar testosterona. Esa hormona y otros andrógenos masculinizarán el feto. Si no se libera suficiente testosterona el cuerpo y cerebro del feto continuará su desarrollo como mujer.

Los neuroendocrinólogos creen que si durante un embarazo masculino el nivel más alto de testosterona no es suficiente, algunas partes del cerebro podrían ser menos masculinizadas y condicionar la homosexualidad.

Pero también hay otras tantas teorías que sostienen que uno no nace homosexual, todo lo contrario, uno se hace homosexual. Hace poco la organización Padres y Amigos de Exgays y Gays (PFOX)  puso un anuncio en el que proclamaba que nadie nacía gay y se basaba en la experiencia de dos hermanos gemelos idénticos, uno es gay y el otro no.

La investigación se basa en el estudio de los genes del DR. Whitehead, quien afirma que no hay un ‘gen gay’ y que por tanto nadie puede nacer gay.

Para la psicóloga clínica especializada en género, Adriana Gallegos, el debate se ha construido en conveniencia de un discurso político: “Si te dicen que es algo socialmente construido te están diciendo que se puede cambiar. Pero en realidad no es determinante porque es como si pudieras cambiar tu gusto por determinado color”.

Es decir, uno puede a lo largo de su vida cambiar sus gustos  por ciertas experiencias. Otros gustos o deseos más arraigados no se pueden cambiar:“Tú puedes cambiar tus prácticas sexuales pero no puedes cambiar tu orientación sexual”.

Para Gallegos al igual que muchos aspectos del ser humano, la orientación sexual no es estanca y el origen de la homosexualidad no está en los genes ni en la sociedad. Es una mezcla de ambos. Sin embargo, no entiende por qué hasta ahora nadie debate sobre el origen de la heterosexualidad.

“Eso no se va a preguntar porque la pregunta nace en un sistema heteronormativo donde lo heterosexual es la norma y todo lo que salga fuera de eso va a ser considerado patológico”.

Para el doctor Carlos Cáceres director del Instituto de Estudios en Salud, Sexualidad y Desarrollo Humano-IESSDEH, este debate no hubiera tenido sentido hace algunos siglos atrás y es una pregunta que se cuestiona hace no más de 200 años.

“Antes todos intercambiaban sexo. Era una moneda de intercambio y juego. La gente no se cuestionaba un tema de identidad. Esto se dio en occidente a partir de la urbanización”, indica Cáceres y agrega que el sexo era muchas veces grupal y que con el concepto de herencia esto se detuvo.

Carlos Cáceres sostiene que la mayoría de hombres tiene un poco de “necesidades gays” y que eventualmente podrían satisfacerla. Es decir, hay muy poca gente (o ninguna) que esté negada para lo gay. “La mayor parte de hombres tiene algún tipo de capacidad para tener sexo con otros hombres. Así como los gays tienen capacidad para tener sexo con mujeres”.

Esto se respalda de cierta forma en que en el ano de los hombres se desarrolló una próstata sensible que permite sentir placer a la persona que es penetrada: “Si solo fuera una cosa dolorosa la gente no lo haría“.

Lo que haría homosexual a una persona serían las experiencias por las que atraviesa a lo largo de su vida y como va configurando su identidad. “Nuestra educación nos cierra un camino. Normalmente nos cierra a lo homo pero hay gente que tiene lo homo más fuerte o tiene otras experiencias”

Es importante resaltar que hay distintas corrientes que aún debaten sobre este tema y posiblemente dentro de otros diez años aún no haya una respuesta absoluta.

Mi opinión no importa pero ahí va: 
  • Ya sabemos que la homosexualidad no es una enfermedad y no se contagia.
  • Académicamente entiendo el debate y me parece lo correcto.
  • Es obvio que los propósitos de los grupos religiosos y conservadores que proponen que la homosexualidad se puede curar/sanar no es otro que el reprimir a personas en la sociedad.

Vía Sin Etiqueta

 

Artículo de opinión: Orbitagay no se hace responsable por conceptos y/o juicios emitidos en este y otros artículos de opinión, los cuales, son responsabilidad de sus autores.

Comentarios:
Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compárte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •