Gays rusos huyen a Argentina para casarse.

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

boda gay rusosAlexander Eremeev y Dmitry Zaytsev tuvieron que huir de la persecución política que sufrían en Rusia para poder formalizar su amor ante el mundo, lo hicieron en Argentina, donde esperan ser acogidos como refugiados.

Argentina.- Este martes Alexander Eremeev y Dmitry Zaytsev, ambos de nacionalidad rusa, fueron declarados esposos por las autoridades de Argentina, país donde piensan vivir una vez consigan el estatus de refugiados políticos.

La pareja vivía en medio de un ambiente hostil hacia los homosexuales, debido a las leyes contra la llamada “propaganda homosexual” aprobadas por el presidente Vladimir Putin el año pasado, pero eso ya quedó atrás.

Alexander y Dmitry escaparon de su ciudad natal Sochi para concretar su sueño de “amor verdadero” y casarse, Buenos Aires los acogió cálidamente para que unieran sus vidas.

Nos queremos, nos conocemos, tenemos muchas cosas en común y queremos que esto sea una unión legal, dijo Alexander a los medios antes de entrar al recito del registro civil donde se casaría con Dmitry.

Alexander Eremeev, de 45 años de edad, y Dmitry Zaytsev, de 37, se tomaron de las manos y dieron el “sí” ante algunos miembros de la Comunidad LGBT (Lesbianas, Gays, Bisexuales, Trans) argentina y medios que cubrieron el enlace.

Al casarlos, el juez José Luis Badur sentenció que “el sentimiento no depende de ninguna ley, depende de la naturaleza”.

Al finalizar la ceremonia, los asistentes aplaudieron y ofrecieron su asesoría a la pareja para que pronto reciban el estatus legal de refugiados políticos, por la persecución que sufren en Rusia.

Para su boda civil, la pareja de rusos utilizó un atuendo especial compuesto por chalecos y pantalones capri color gris, sin camisa y con pajarita.

rusos1

 

rusos2

 

Vía SDP Noticias.

Comentarios:
Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
Compárte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •