Besada en Caracas por acto de discriminación en Tony Roma´s

besada-en-caracas

Ante la discriminación, amor y presencia. Porque el amor nos hace libres y porque las parejas homosexuales al demostrarse afecto en lugares públicos no están incitando a otros a imitarlos, o a “convertirse” como se sugiere, sino que están haciendo ejercicio de un derecho como ciudadanos.

En Venezuela no hay ley, derecho ni norma de convivencia que niegue el derecho a expresar la orientación sexual pública y sanamente.

Basado en este principio es que la Asociación Civil Venezuela Igualitaria ha organizado una besada en el restaurante Tony Roma´s, ubicado en el sector de La Castellana en Caracas; lugar donde el pasado viernes 2 de diciembre en horas de la noche ocurrió un acto de discriminación contra una pareja de lesbianas. La actividad está pautada para las 7 de la noche el próximo martes 6 de diciembre.

Estos fueron los tuits que publicó Isabella Saturno, una de las agraviadas ese día.

INTOLERANCIA DESBORDADA

Producto de la iniciativa promovida por Venezuela Igualitaria, de promover el amor, ha salido a relucir a través de la red social Twitter la más rancia intolerancia contra los organizadores y en contra de la comunidad LGBTI en general.

Tuits vergonzosos como “maten a los homosexuales” o “que alguien queme a este gente”, si hablan de una mente enferma capaz de hacer daño. Una caricia o un abrazo en público no matan a nadie, este tipo de actos homofóbicos sí.

¿ACCIONES INAPROPIADAS?

Por su parte, la cadena internacional de restaurantes con sede en Caracas emitió un comunicado en el cual dicen “respetar por igual a todos los géneros, las razas, religiones y preferencia sexuales, así como también las leyes, derechos, valores y normas de convivencia ciudadana de nuestros clientes.

Debemos entender que ciertas acciones son inapropiadas en sitios públicos, van contra la moral y el respeto al prójimo, cualesquiera sean las preferencia sexuales”.

Ante este escrito que deja serias dudas sobre si de verdad “respetan” a todos por igual, consultamos a Giovanni Piermattei su opinión sobre el pronunciamiento del local de comida.

“Ya no es solo un restaurant famoso por sus costillitas, sino por su apego a los prejuicios, por preferir y promover el odio y la discriminación hacia personas LGBTI.

A lo que les decimos:

Es peor la disculpa pública que el hecho discriminatorio en sí ocurrido el 2 de diciembre. El odio se excusa tras argumentos absurdos como el respeto a la familia, los niños, a los valores y a la moral.

No hay nada inapropiado en el amor entre personas adultas, lo inmoral es negarlo, prohibir a las personas ser quienes son basado en sus prejuicios.

Ser gay o lesbiana no es una preferencia sexual es parte fundamental de nuestra personalidad, de las sexualidades humanas, no tenemos por qué ocultarlo”.

A la actividad están invitadas parejas heterosexuales, homosexuales, familias y todo el que quiera asistir porque la idea es inundar de cariño este lugar.

Vía Sinetiquetas.org

Compárte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •